Un momento de cotidiana armonía II

Este fin de semana ha quedado como un hito en la colección de "momentos cotidianos de armonía".
La tribu ha estado de excursión desde el sábado por la mañana hasta el domingo, lo que provocó que ante nosotros hubiera un ancho campo de actividades por hacer.
Retiro, siesta, feria del libro (!por fin alguien reedita a Miguel D'ors!), cena, dormir sin despertador, museo, cine...
Hacía años que no teníamos semejante programa intensivo.
EL cielo de Madrid acompañó, con una infinita gama de grises y un azul intenso en el horizonte, con arco iris doble incluido sobre la casa de Velázquez.
R estaba especialmente brillante.

Comentarios

Entradas populares